martes, 7 de febrero de 2012

Extrañabesos


                                                                  Acomodo en la bolsa lo más elemental,
                                                                                                                    el ordenador y tú




El ronco sonar del barco adormece mi viaje
no confió en el ruido que abre vías al agua
rompe la quietud que ama la línea extendida
sed despierta tu cuerpo bajo la blusa
extraña besos
Una boina me guarece del sol
se infla el pecho como cámara vieja
sumergido en los mundos que ceden
camino al sueño
Publicar un comentario