domingo, 6 de noviembre de 2011

Del sueño a la realidad

Marinero sin mar
vasija desocupada
siempre en un rincón cualquiera
llena los espacios
entretener la vista si hacia allí se mira
querer lo bello sin herencia alguna
ausente brillo del pasado
se recrea en fingir una estrella 
así es
Hasta que el portazo del tiempo
ofrezca la llama
imperturbable
querer lo nunca sido
con todo el impulso de su carencia
sin saber ser dueño
serlo
A la espera del  proyecto amasado
viejo barro que atesora el húmedo cajón
ramas
fibra
A la espera del sol la mañana salta
para cumplir su propósito
con precisión de reloj
aquel  instante imaginado
se despabila
integra todo el mosaico de ideas
ata la barca al pensamiento 
deja en sueños a la mar
convierte al marinero
en poeta
Lo derrumba sobre el mundo
que desconoce

Publicar un comentario