sábado, 30 de enero de 2010

La espera de la soledad

Tras la caída del cielo
los recursos del mal se vieron diezmados

A la diatriba insolente acumulan
jornadas de trabajo voluntario

Las consignas son visibles de cualquier ángulo citadino
Cloroformo general para apacentar conciencias

Un hombre pasa:
solo pasa
 hablando solo
la soledad lo sigue
Aunque no va solo

Cantan las voces
 canciones de amor
de paz
 esperanza nueva

Queda atrás en el tiempo
lo que debió ser perfecto
el mal lo impidió

Ambición de ser humano busca hallar la paz prometida
 nueva esperanza
 fe perdida

La violenta sed de todo escapa a las consignas

El hombre que pasa
 hablando solo
la soledad lo sigue
aunque no va solo

Un fuego preparado para estallar vive en cada ser humano
Cuando nació este odio sin medida entre las manos


Al final de los tiempos el hombre camina roto  soliloquea
entre sombras
enfrentado a su pena 

La sed de ser libre dibuja  consignas en su mente
La ciudad espera detonar en calma
Publicar un comentario