sábado, 11 de mayo de 2013

Segunda muerte

Es de noche y tiritan los astros a lo lejos
y sacan a escondidas la voz sin habla 
que llevan a cremar en la tumba colectiva
la posan sin cuidado en los troncos a exprofeso
de una isla que se muere junto al bardo
Es tarde para hacer un homenaje
que marque un hasta aquí nos fue sensible
la voz que clama se desprende en gajos
que andarán a prisa su destino
En hoz de pocos se sumerge al cabo
queriendo hallar lo que al final del ciclo
fue la pobre osamenta de unas letras
que pusieron la espada por destino
ante la cruz que premia las palabras
sagradas delirantes de un poeta
Publicar un comentario