sábado, 19 de mayo de 2012

En tu honor

Es la piedra en lápida esculpida
                     el sumo deseo del que duerme
tan lejos del rosario inexplicable de lo suyo
cerca la vertiente ajena y reposada
del sufriente quehacer de la batalla


Suave estival de la piel nívea
junto al peregrinar de los sectarios
un merecido homenaje de las letras 
se amontona y seducen a la muerte

Publicar un comentario