miércoles, 8 de enero de 2014

Desnudo antiguo

Tanto quehacer enajena 
viste despacio paredes sin alma 
No viaja en vano, desde la amargura, el gesto dado 
Desoye sirenas distrae al sueño
Vuelca en la vida dándose a luces que se olvidan
nutre historias donde el afán se adelgaza
Clamores desde la periferia 
inclemente acuden al llamado

El corazón que solo sabe padecer
transporta el castigo por cada una de las venas

Publicar un comentario