viernes, 4 de octubre de 2013

Espera

Para construir paciencia fui de un lado a otro del abismo
alce del barro la rosa seca después de tres días
calmé al perro que ladra a los paseantes
lo intimo desenfrenado con lo que no sabe dónde 
Valiente conciencia espera en el baúl eterno
Aquellos besos que se dieron a pesar de todo
Entrega repetida que impone 
un minuto de silencio por la garganta afónica 
Acaso mayor profundidad de pozo ciego
donde al caer deshace misterios el tiempo 
prisa del instinto a sabiendas 
que no puede otorgar lazos el pasado 
Tu en lo tuyo y desde lejos vista cabal del entredicho
yo tal vez armado de razones dando a luz 
frases, que brotan en lenguaje distraído
al perderse indiscretas en la hoja 

Publicar un comentario